diumenge, 7 de novembre de 2010

La información quiere ser libre o Manuel Castells en Cornellá (1)

Asisto a la presentación del libro “Comunicación y poder ” de Manuel Castells, editado el 2009 en castellano por Alianza y en catalán por la UOC, en el Citilab de Cornellá.

Destaco, por orden inverso de aparición, la respuesta de Castells a una pregunta, la conferencia de Castells sobre el libro y algunos comentarios sobre Citilab.

Manuel Castells y la información

Siempre me ha sorprendido las escasas referencias a la información que hacen destacados analistas de la sociedad de la información. Lo digo por el propio Castells (La sociedad de la información), Jeremy Rifkin (La era del acceso) o Juan Luís Cebrián (La red). Es como si supiéramos hacer coches con motor de explosión sin entender demasiado las características y comportamiento de la gasolina. No afirmo que la sociedad de la información sea un epifenómeno de la transformación de la misma información pero si que debe ser más fácil observar los efectos de la gravedad que conocer sus causas.

En todo caso, y a respuesta a una pregunta sobre como sería la transferencia del papel a Internet, Castells respondió (sin decirlo) con un no lo sé y viajando a los periódicos que en internet reproducen los de papel y no son capaces (de momento) de atraer dinero. Castells afirmó que debemos distinguir entre la transición tecnológica, la de los contenidos y aun más la de los modelos de negocio y, finalmente que en ningún lugar se ha encontrado un modelo de negocio con el que se haga dinero con prensa en Internet.

En un debate reciente, un bibliotecario prominente y un alto directivo de la revista Nature, analizaban diversos obstáculos para una plena realización del acceso abierto a la información científica para concluir que estaban seguros de que el OA tiene futuro pero que no saben como o llegaremos a él. Pasa que la información quiere ser libre (information wants to be free) y que lo que no dudamos en pager en físico (un periódico, una revista, un disco…) esperamos tenerlo libremente (i.e. son pago) en digital. Esto (de ser cierto) no sería una gran explicación pero si al menos la constitución de un hecho que deberíamos asumir. Mientras tanto, ¿cómo queda el hecho que el valor derivado de la información en la sociedad de la ídem aumente dado el potencial generador de valor de la información?

2 comentaris:

Josep Matas ha dit...

Lluís,
Agafant el rabe per les fulles: "la informació vol ser lliure?"
Pot tenir voluntat, criteri, desitjos... la informació? Té autonomia? És un subjecte? Disculpa aquest rebrot metafísic. D'altra banda també hi haurà informació que no ha de ser lliure, per tant potser hauríem de dir senzillament, i més acotadament, "la informació d'interès per a tots ha de ser lliure".

Lluís Anglada ha dit...

La informació no pot voler ser lliure, però conté alguna cosa que la fa desitjable. Seriem els humans els que la volem lliure, per usar-la per a nosaltres i per fer-la arribar als altres. Per això la informació ha tendit a anar més lluny que on la volen portar els canals tecnològics que s’han fet per a que hi circuli. Per això ha desbordat la impremta i ara desborda els diaris o les revistes digitals. Segurament també desbordant les lleis. Però això darrer no per anar contra les persones, sinó contra els poders.

Això seria el que vindria a dir en Castells.

Per això les batalles autèntiques respecte la informació no es donen en el camp de la tecnologia, sinó en el de l’economia (creant nous models de negoci) i en els de la legalitat (creant nous àmbits del què està permès).